Elefantes, jirafas y termitas

Elefantes, jirafas y termitas
Serengeti National Park, de Enjoy The Silence_

Elefantes, jirafas y termitas

La buena ciencia comienza por las preguntas más sencillas. ¿No lo creen así? Por ejemplo, ¿por qué las cebras tienen rayas? El biólogo Léo Grasset intenta responder a cuestiones de este tipo en un pequeño y ameno libro titulado Elefantes, jirafas y termitas. La evolución no es tan fácil, no es una línea recta con algunos altibajos, todo lo contrario, a veces muestra caminos desconcertantes sin aparente salida. La sombra de Darwin no es tan alargada como se pensaba hasta hace unas décadas.

Basta con echar una mirada de soslayo a la periclitada sabana africana, poblada de leones, gacelas, elefantes gigantescos y turistas, por cierto, muchos turistas, para atisbar la complejidad de los ecosistemas y la ignorancia de los investigadores. Es el caso de los penes falsos de las hienas hembra, la función de las torres de los termiteros o el extremadamente largo cuello de las jirafas. Sobre esos misterios se le da cuerpo al libro en apenas ciento cincuenta páginas que se nos hacen muy cortas.

El autor intenta responder a estas cuestiones de manera divulgativa y amena, que a veces cae en un fino sentido del humor, pero no olvida los toques científicos, las taeorías y los investigadores más destacados del ramo. Se agradecen libros así, exentos de la carga científica de ciertos títulos y artículos científicos que no logran atrapar al lector. En esta línea se encuentran recientes libros como El universo en tu mano, de Christophe Galfard, una apuesta decidida de divulgar los conceptos de la mecánica cuántica a partir de ejemplos cotidianos.

Son los llamados libros inspiradores. En sus páginas nos acercamos a la ciencia desde la óptica del curioso, del lector ávido de datos que vayan más allá de los simples documentales que abogan por el buenismo de la conservación de los ecosistemas y de la mano sin medida del hombre. 

En esa línea también se encuentran obras recientes de las llamadas ciencias sociales, de la Historia en particular. El aluvión de datos y de citas al pie se ha cambiado por el cuidado de la expresión, por la manera periodística de contar los hechos y establecer certeras conexiones con el prensente. Ya en otro artículo comentaré esos libros. Seguro.

Fernando Martínez

Es periodista, editor y escritor nacido en Sevilla. Además de leer muchos libros, compagina su escaso tiempo libre con la ardua tarea de enseñar la Lengua y la Literatura de Miguel de Cervantes a adolescentes incrédulos.